Momentos y vislumbres del poder II: “Gustavo Martinez”

Mientras permanece la utopía mediática de lograr un triunfo futuro del gobernador Peppo, sumergido en una causa de corrupción que la actual oposición va a enarbolar como bandera de campaña, (sobre todo con funcionarios presos y diputadas ladronas); El Justicialismo se encuentra dividido, pero internamente el actual presidente del Consejo Municipal Resistenciano, es el jamón del medio entre facciones en disputa interna (Capitanich y Peppo).

Se puede criticar y defenestrar subjetivamente la figura del Cuadro Político Martínez, pero no se puede negar objetivamente que es, fue y será un militante peronista poderoso. Su liderazgo esta construido en base a trabajo, presencia, y dadivosidad hacia sus seguidores. Seguidores que en su mayoría por haber recibido grandes beneficios van detrás de él fielmente. Quizás los líderes de su movimiento puedan traicionarlo, pero los militantes del llano son los que le permiten contener un caudal de votos enorme.

En la Provincia el P.J. se construye visiblemente en una mesa de cuatro patas: Capitanich; Peppo; Martínez y los Movimientos Sociales. Estos dos últimos son votos (semi cautivos) deseables in extremis para ganar una disputa electoral. 

Invito al lector a que  circunscribamos nuestro análisis a Gustavo Martínez: Su sector político cada vez que necesita votos muestra sus garras y ejerce poder en Rivadavia 85 de la ciudad de Resistencia. En cada Barrio, sus mujeres y hombres se muestran liderando. Se vislumbra incluso en los asentamientos poblacionales del Gran Resistencia.

Su nombre al igual que el de “Coqui” se va proclamando y asegurando destacarse. Cuando los habitantes de una barriada dicen “Gustavo” ya todos saben de quien se habla. No hace falta aclarar quien es. Si bien su figura física no se caracteriza por ser la de una persona llamativa, desde su influencia de poder político, se comprueba que él es un líder muy capaz e influyente.

En las últimas notas periodísticas anunció que no quería participar políticamente en lo próximo. Por supuesto que no le creyeron ni Rómulo Ni Remo mamando de la loba en Plaza 25 de mayo. Sin embargo, se entendió perfectamente que tanto Coqui, como Peppo van a tener que disputarse su acompañamiento y eso implica: Dinero; Poder; Medios (tanto de comunicación como influencias) y Respaldo.

Allí surge la impronta que solo la puede manejar el gobierno nacional. El estipendio para repartir como recurso político para elecciones es menor departe del gobierno provincial y municipal.

A la hora de comicios aparecen y se malgastan en pro de campañas faraónicas millones y millones de pesos, para repetir y repetir en el inconsciente colectivo, una cara o un nombre que lleve al votante a insertar en la urna, un papel con la figura de lo que la mente ha recibido de manera repetitiva.

Los recursos dinerarios (muchas veces repartidos a través del canal de los servicios de inteligencia para no blanquear), se distribuyen en efectivo. El dinero es poder, el dinero es medios, el dinero es respaldo. Así se juegan estas próximas elecciones. En esas cuatro aristas van a tener sucumbir o triunfar.

El PRO nacional posee el factor de los fondos. Cabría preguntarse si eso le garantiza triunfos políticos. Gustavo Martínez busca ser seducido por los dos arietes del Partida Justicialista y está visto que Peppo cuenta con el apoyo de la Nación en base a sus buenas relaciones con el ministro Frigerio que le otorga la posibilidad de desandar su gestión con money.

Reitero: Argumento (desde mi punto de vista) que el líder resistenciano va a ir detrás de quien le proponga estos cuatro recursos (dinero; poder; medios y respaldo).

Se puede alegar la vieja frase del peronismo chaqueño: “al final todos nos vamos a unir porque somos peronistas”. Ahora, en estos tiempos vimos traiciones impensadas, increíbles y espantosas. (Exintendentes que en la Cámara Baja de la Nación han votado cualquier cosa siempre a favor del PRO; Diputadas que son más fieles a la infidelidad partidaria que a otra cosa; Representantes chaqueños votando a favor del pago a los Fondos Buitres, etc.) Es decir, cuando corre dinero puede ocurrir lo impensado y seguir teniendo la foto del General y Evita en la oficina.

Pero no esta mal la posición en la que se encuentra Gustavo, a pesar de que los análisis que preceden a esta parte suenen a “astucia electoral”, pues el lugar en el cual esta ubicado fue hecho a esfuerzo y militancia; a ello se suman batallas circunstanciales y convicciones personales. Su ubicación es de expectativa para ver quien lo seduce.

No es secreta la relación difícil con Coqui, pero siempre es verdad: fueron juntos con victorias y con derrotas. Es extraño pensar a pesar de los dichos del referente Martínez que puedan separarse.

Gustavo se sabe chaqueño, no pertenece a la elite “porteña” de nombres políticos vigentes. Es mas no aparece ni siquiera en Wikipedia. Pero lo que si sabe es que en el Chaco tiene banca con su gente y a nuestro entender los triunfos “gustavistas” fueron en su mayoría con el carro del Coqui.

Queda la incógnita. Queda todo un año electoral.

En la leyenda de Rómulo y Remo (hermanos gemelos) citada más adelante, El primero termina matando al segundo. Esperemos que ni el dinero ni las leyendas se repliquen. Que triunfe la democracia, el debate y la lealtad para que triunfe la política.

Alejandro Zabaleta

Alejandro Zabaleta

Título Perito Mercantil.
Licenciado en Ciencias Políticas y de Gobierno.
Diplomatura en Liderazgo Social Comunitario.
Profesor Adjunto de la materia Teoría de las Relaciones Internacionales – Carrera Licenciatura en Ciencia Política y de Gobierno. U.C.E.S.
Alejandro Zabaleta

Personas, siempre se trata de personas

Siempre ha sido de esta manera y siempre será así, la vida, las relaciones, los grupos humanos; se trata de […]

Sin fecha de salida

Cuando hablamos de mi país, Venezuela, la gente siempre tiende a confundirse, por nuestra forma de hablar tan diversa y […]

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *